Raposo, un gallego que escogió como nombre artístico esta palabra sinónima de zorro, es en realidad Fernando Epelde García, quién además de mantener otros tres proyectos musicales lleva años apostando por su personal mezcla de música y poesía. Por NORMA SOLANO

Fernando Epelde describe así su apuesta personal:

Raposo es un proyecto de música y poesía que lleva las canciones a lugares absurdos. Últimamente he tocado en pajarerías, antiguas fábricas de papel y el teleférico de Madrid.

En su Bandcamp encontramos trabajos que el artista ha ido acumulando desde 2010. Y además, recibió en 2011 el premio Tirso de Molina por su obra Usted no está aquí y su originalidad así como “la capacidad de su autor para crear personajes y su compromiso con la actualidad”.

Pero no sólo eso. Fernando mantiene, al mismo tiempo, tres proyectos musicales más: Alta Cabeza,Agentes del Orden y Modulok. Con su proyecto personal, Raposo apuesta por la fuerza en las letras. Ha registrado varios singles, y un largo autoeditado, Las chicas de las cartas de Play Boy, en el que se incluyen temas como Dominó.

[vimeo id=”18550339″ width=”600″ height=”350″]

La gravedad en sus letras es algo frecuente, lo podemos encontrar en temas como su última publicación, un tema titulado Las Uñas, que consigue ser desgarrador.

Raposo ha sonado ya en varios concursos como el de 43Music o Proyecto Demo, y seguro que no serán las últimas