Con nuevo single bajo el brazo y tras compartir escenarios en fechas recientes junto a bandas como Homeshake o Texxcoco los Solo Astra encaran la recta final del primer semestre del curso a pleno gas. La formación canaria fichaba este mismo curso con Subterfuge Records, sello desde el que presentan ya este 7”, integrado por dos temas y con el que seguirán girando más allá de las fechas presentadas hasta el momento. Afincada en Madrid, la formación canaria aspira este 2017 a consolidar su irrupción previa, forjada en escenarios como el del FIB o el Monkey Week, defendiendo lo que estos califican como “pop modular”. El día 25 presentarán 7” en Madrid junto a Puma Pumku, aunque antes nos han atendido para ampliar detalles de esta nueva píldora psicodélica, con la que siguen creciendo como formación.

TEXTO: R. IZQUIERDO | FOTOGRAFÍA: SOLO ASTRA

Acabáis de estrenar el single de Japanese Food. ¿Qué podéis contarnos de él?

Se puede observar un giro en el sonido con el nuevo single y este cambio se va a extender al álbum que publicaremos próximamente. Será más minimalista, más bailable, más cremoso, más cerca del vaporwave que de la psicodelia.  Las reverberaciones infinitas no las van a encontrar en el nuevo trabajo.

El single abre vuestra etapa en Subterfuge y se convierte en una de las nuevas apuestas del sello junto a MOW, con quien ya habéis colaborado. ¿Podéis contextualizarnos ese encuentro?

Realmente no es una colaboración. Es un proyecto en el que estamos inmersos profundamente con Gabriela (MOW), que en nuestra opinión es uno de los mayores talentos que ha surgido en los últimos años.  Conocimos a Gabriela en un concierto, y ella era sola tocando sus canciones con la guitarra y nos gustó tanto que le propusimos empezar un nuevo proyecto con banda.  Le transmitimos nuestra visión y quisimos crear un concepto más claro en su música. Creo que está cuajando bastante bien.

Hasta vuestro fichaje por Subterfuge habéis autogestionado vuestra carrera, creo que el control creativo es muy importante para vosotros, también en los vídeos o visuales. A nivel de producción y demás habéis citado a Mac deMarco como influencia en alguna ocasión. ¿Qué recordáis de las primeras grabaciones? ¿Mantenéis el mismo modo de trabajar internamente las canciones?

Hemos dicho muchas veces que este género tiene un grado importante de autoproducción e introspección a la hora de grabar canciones. Es un tipo de música a la que no puedes ir al estudio y grabarlo todo a capón en mi opinión. Se trata de un género en el que vas a tu casa y te pasas cinco horas buscando el sonido de la batería, otras cinco horas para el bajo y la guitarra y después acabas borrándolo todo porque crees que es una basura y a volver a empezar. En el tema de los videos, aparte de que nos gusta y creemos que se nos da bien también por otra parte es un tema de que no tenemos los trillones en este momento como para encargar un videoclip a alguien que nos guste. Let´s see in the future…

El hecho de abrir juntos esa etapa imagino que ayuda a consolidar sinergias. Dentro del emergente circuito psicodélico que se está dando, ¿qué margen de expansión veis para proyectos con un recorrido previo ya como el vuestro, o para otras formaciones que vayan surgiendo poco a poco en el territorio?

Siempre depende del público, como dices creo que todavía es un circuito emergente. Lo positivo es que creemos que este género es mutable y está en continua transformación o evolución. De repente a un tipo de público que no te esperabas que le fueras a gustar le gustas o al contrario, puede pasar que no le gustes o acabe odiando lo que haces . Son riesgos que hay correr.

No sé si la presentación del 7’’ sirve para empezar a presentar una nueva etapa creativa, pero sí que me gustaría que contextualicéis esta publicación en el global de vuestra trayectoria. ¿Supone un punto de inflexión respecto a lo disfrutado  en Exofase?

Como decía antes, sí que es un cambio con respecto a Exofase. Este 7 pulgadas es un adelanto de lo que va a suceder en el próximo álbum. Habrá un cambio claro en el sonido.

Habéis llevado a cabo otras colaboraciones, como la de Kinder Malo o Pimp Flaco en directo, haciendo de banda. ¿Qué balance hacéis de la experiencia? Desempeñar ese nuevo rol, ¿ayuda

Al principio fuimos con pies de plomo, pero la verdad que ha sido una experiencia especial. Es un mundo muy loco, no queda ni cerca de lo que nos podíamos imaginar. Sales a tocar y no te escuchas por los gritos de la gente. Las chicas llorando e intentando colarse a los camerinos o tirándose encima de la furgoneta al salir del concierto. Todo es muy pasional. Personalmente son bastante majos y nos contaban a cada rato que están con unas ganas tremendas de avanzar, de hacer cosas distintas y dar un giro a sus nuevas creaciones. Cada vez hay más enlaces entre un género y otro, no creemos que sea algo super radical colaborar con ellos.

Hablando del directo, compartís varias fechas con una influencia declarada como Homeshake. ¿Cómo encaráis las fechas de presentación de vuestro 7’’? ¿Y que supone para vosotros abrir para Homeshake?

Tocamos el pasado 5 de mayo en el Dabadaba de San Sebastián con él y fue supercool. Para nosotros su “Fresh Air” es uno de los mejores discos del año eso mezclado a que el público y el espacio fue uno de los más especiales en los que hemos estado también. Nos marchamos con una amplia sonrisa, un vinilo y una camiseta suya.

La otra banda con la que estáis tocando mucho es Texxcoco, con la que compartís origen canario. ¿Qué otras bandas canarias no deberíamos perdernos?

Es complicado decir, diremos algunas bandas más ocultas que seguro que pronto entrarán en ebullición como D´Aerobic o Luz Futuro.

¿Cómo veis la situación del directo en Canarias? ¿Os resultó complicado dar el salto y empezar a tocar fuera de la isla?

Lo nuestro fue un tema casual, vinimos a estudiar a Madrid y  la banda se formó aquí, así que nuestro recorrido comenzó en la capital.  En Canarias hay buenas salas y gente que está haciendo las cosas muy bien como Fernando en el Aguere de Tenerife o Fernando el Polaco en el Paper Club de Las Palmas, programan cosas muy guapas. La limitación como siempre es que somos unos islas a miles de Km, todo cuesta un poco más. Tanto para traer a un artista o para que las bandas locales se quieran foguear.

Parece que estamos en un momento para el género de la psicodelia, gracias a festivales como los que monta la peña de Analog Love. ¿Qué condicionantes creeis que se han dado para que cada vez más surjan bandas afines a un mismo sonido?

Como casi todo, bebemos mucho de los países de fuera. La corriente de la neopsicodelia o sus derivados ya ha pegado muy fuerte en los países con mayor recorrido y tradición musical. En los mejores festivales del mundo ves carteles repletos de estas bandas. En España llega poco a poco, aunque aun no ha entrado tanto como en otros países de nuestro entorno como Portugal o Francia e incluso latinoamarica

Más allá de festivales de género habéis participado en muchos festivales, como el FIB. Más allá de las diferencias obvias de tocar en salas pequeñas a participar en festivales grandes, ¿qué es lo que más valoráis de propuestas de gran formato? ¿Y de las pequeñas?

La verdad es que nos sentimos más cómodos tocando en salas, ya que la vibra y la potencia de los instrumentos lo tienes más presentes. En los festivales tienes que estar concentrado de si escuchas bien, poco tiempo para las pruebas y demás. Esto es algo que nos repiten muchas bandas con las que hablamos. Sin embargo, es irónico porque evidentemente todos queremos tocar en festis grandes, ya que el contexto es genial y atraes a un publico que a lo mejor no esta ahí para verte a ti pero que puede que les gustes.

Ya acabo. ¿Planes inmediatos de futuro?

Componer y grabar para sacar un largo cuando termine el verano. En realidad no es así del todo. La formula más bien sería: componer, cambiar, cambiar, grabar, cambiar, grabar, cambiar y terminar de grabar.

Escucha el nuevo single de Solo astra aquí: